La OCDE refuerza los principios de gobierno corporativo para impulsar el crecimiento y la inclusividad

LinkedIn
Twitter
Facebook
WhatsApp
Email
La actualización busca fortalecer la transparencia, participación de accionistas y responsabilidad del consejo para impulsar el crecimiento económico inclusivo a nivel global.

En un esfuerzo por adaptarse a los desafíos económicos actuales y fortalecer la base de la gobernanza corporativa, la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) ha lanzado una versión actualizada de sus Principios de Gobierno Corporativo, marcando la primera revisión desde 2004. Este paso busca reflejar la creciente prioridad atribuida por los líderes del G20 a la buena gobernanza como un elemento esencial para el crecimiento y el desarrollo inclusivo.

Los nuevos principios conservan gran parte de las recomendaciones de su predecesor, pero incorporan innovaciones significativas en respuesta a la evolución del panorama corporativo tras la crisis financiera mundial. Aquí se destacan algunas de las modificaciones clave:

Bases fundamentales para un sólido marco de gobierno corporativo: Se recalca el papel esencial del marco de gobierno corporativo en la promoción de mercados justos y transparentes, así como en la asignación eficiente de recursos. La calidad en la supervisión y aplicación de los principios se vuelve crucial, junto con el reconocimiento del papel fundamental de los mercados bursátiles en la promoción del buen gobierno corporativo.

Derechos y equidad para los accionistas: Se han realizado avances significativos en los derechos a la información y la participación de los accionistas en decisiones críticas a través de la Asamblea de Accionistas. Esto incluye información detallada sobre las estructuras de control, la introducción de tecnologías para participar en las Asambleas de Accionistas, y la regulación de procedimientos para la aprobación de operaciones con partes vinculadas.

Inversores institucionales, mercados bursátiles y otros intermediarios: Un nuevo capítulo aborda la adaptación del marco regulatorio de gobierno corporativo a la realidad económica. Se fomenta el diálogo entre inversores institucionales, el Consejo de Administración y la alta dirección, con énfasis en la divulgación de políticas de voto y gobierno corporativo por parte de los inversores institucionales, así como en la gestión de conflictos de interés.

El papel de los grupos de interés: Se reconoce la cooperación activa entre la sociedad y los grupos de interés, enfatizando el deber de proporcionar acceso oportuno, completo y suficiente a la información para estos grupos.

Divulgación de información y transparencia: Se identifican áreas esenciales para proporcionar información, tanto financiera como no financiera, al mercado, destacando la importancia de la transparencia.

Responsabilidades del consejo de administración: El papel de los consejeros se enfatiza, especialmente en la revisión de la estrategia corporativa, la gestión de riesgos, la planificación fiscal y la supervisión de la auditoría interna. La relevancia de sesiones de capacitación y la constitución de comités especializados, como remuneración, auditoría y riesgos, también se subraya.

Esta revisión representa un paso firme hacia un marco de gobierno corporativo más sólido y adaptado a las demandas cambiantes de los entornos empresariales contemporáneos. La OCDE espera que estos principios actualizados contribuyan significativamente a la promoción de un crecimiento económico sostenible e inclusivo a nivel global.

LinkedIn
Twitter
Facebook
WhatsApp
Email

Noticias relacionadas

Translate »