Latinoamérica a la cabeza en escepticismo hacia la clase política

LinkedIn
Twitter
Facebook
WhatsApp
Email
La encuesta de Ipsos refleja una preocupante falta de credibilidad en la región.

En el vasto escenario de la desconfianza hacia la clase política, Latinoamérica destaca como epicentro de escepticismo, según revela una reciente encuesta anual de la firma Ipsos. Entre los 31 países analizados, Argentina lidera el ranking con un asombroso 6% de la población que confía en sus políticos, estableciéndose como el país con la mayor proporción de ciudadanos desencantados con sus líderes.

La falta de confianza en la esfera política latinoamericana se manifiesta de manera contundente en la encuesta, donde España, Perú y Colombia también se encuentran en el grupo de naciones con índices de confianza extremadamente bajos, todos ellos por debajo de la media global del 14%. Con porcentajes del 9% en Perú y 10% en Colombia, la desconfianza se arraiga en la región de manera preocupante.

En el otro extremo de la balanza, Brasil emerge como la excepción latinoamericana, aunque con una perspectiva aún sombría. A pesar de que solo el 15% de los consultados en Brasil expresan confianza en sus políticos, contrasta notoriamente con la abrumadora mayoría del 66% que los rechaza. Aunque relativamente más optimista que sus vecinos, Brasil no escapa del escepticismo generalizado hacia la clase política.

En términos globales, los políticos se erigen como la profesión más impopular entre las 18 analizadas, generando animadversión en un 63% de los encuestados. Este sentimiento desfavorable se refleja de manera más moderada en ministros y miembros de gabinetes ministeriales, con un 55%, y ejecutivos de empresas publicitarias, con un 46%.

Resulta revelador que la confianza en la clase política ha experimentado una leve mejoría en comparación con años anteriores. Mientras que en 2018 tan solo un 9% de la población consultada confiaba en los políticos, el panorama actual muestra una tímida disminución de la mala consideración.

En contraste con la desconfianza generalizada hacia los políticos, profesiones como médicos, científicos, profesores y miembros de las fuerzas armadas disfrutan de niveles sustanciales de confianza, con porcentajes que oscilan entre el 42% y el 64%. Estos resultados sugieren una marcada disparidad en la percepción pública, destacando la brecha existente entre la confianza depositada en figuras ligadas al bienestar y conocimiento, en comparación con la esfera política.

El estudio revela, asimismo, que la crisis de confianza en los políticos latinoamericanos no está aislada y constituye un fenómeno global. La falta de transparencia, la corrupción y la gestión ineficiente parecen ser los motores que alimentan esta desconfianza, una realidad que plantea desafíos significativos para la estabilidad democrática en la región.

LinkedIn
Twitter
Facebook
WhatsApp
Email

Noticias relacionadas

Translate »